miércoles, 1 de octubre de 2008

NUEVO RICO COMPRA A DIOS


Todo empezó hace unos días, cuando el turco Adnar Oktar (cuyo nombre no había oído en la vida), ofreció 6,2 billones de euros al que le enseñase un fósil de la etapa intermedia del proceso evolucionario; es decir, que el hombre, además de estar forrado, es un fiel defensor de la teoría creacionismo que se da de patadas con la de la evolución de Darwin. 

Pues bien, ahora han empezado a aparecer espontáneos que además de  desconocidos para mi, lo son también para el resto 
del mundo y que ofrecen hasta 12 billones de euros a quien demuestre la teoría creacionista, o lo que es lo mismo, que Dios existe.
Una propuesta que además de atentar contra la salud y la vida del concepto "fe", nos muestra el proceder del nuevo rico que nuestra sociedad lleva dentro: Todo se arregla pagando.
En fin, que además de los buenos pisos, los deportivos, las lanchas, las modelos, el Vega Sicilia, los bolsos de Chanel, los Monet y los Rolex, Dios también va a ser exclusivo para ricos.