miércoles, 21 de enero de 2009

BIENVENIDO MISTER MARSHALL

Revisando las agéncias de noticias, me ha sorprendido las esperanzas que hay puestas en Obama. Más que el presidente de un país, parece un Rey Mago. De Cuba a India, pasando por Kenia, creen que les va a arreglar la vida.
Eso me ha hecho acordarme de aquella película en que todo un pueblo español espera que lleguen los americanos y les resuelvan sus problemas. Esa gran obra de Berlganga: Bienvenido Mister Marshall.
Cuando la vi me llamó la atención cómo cada uno iba pensando lo que les iba a pedir a los americanos cuando llegasen y de esa manera descubría sus ambiciones y carencias.
Pues bien. No sé si Obama va a solucionar algo, pero al menos su llegada ha servido para que cada país, cada continente y cada personsa que espera algo de él haya reconocido que tiene problemas y cuáles son. Obama resucita ese "efecto confesionario" que inventaron las religiones hace ya cientos de años y tan bien funciona.

1 comentario:

olisa dijo...

No da un poco de miedo que la mayoria crean que, el hijo de Dios llega a la tierra en forma de Obama, como salvador de los problemas del mundo???